Vistacruz avanza con su segundo edificio

Salvago Argentina concretó la venta en pozo de un edificio completo en el complejo que desarrolla en Godoy Cruz y ya tiene lista de espera para el segundo de los seis proyectados.

Por Cecilia Zabala

En menos de lo esperado, Salvago Argentina logró vender casi 50 departamentos y ya tiene lista de espera para lo que será el segundo de los seis edificios que conformarán el exclusivo barrio privado en propiedad horizontal ubicado en Godoy Cruz, pegado a Palmares.

El proyecto inmobiliario Vistacruz, de la firma Salvago, alcanzó niveles de comercialización que sorprenden a propios y ajenos, logrando vender desde el pozo el primer edificio de departamentos en solo seis meses y ya hay lista de espera para lo que será el segundo.

La conjunción de una zona muy requerida, sumada a las características de lo que será este barrio privado de departamentos en altura, el tipo de comercialización, entre otros, hicieron que la venta superara las expectativas que la propia firma se había trazado.

Así, el 2019 cerró con buenos resultados para este proyecto, que es uno de los muchos que el grupo multinacional de origen español mantiene en Argentina. Y, a pesar de la crisis desatada por la pandemia de Coronavirus, las perspectivas son optimistas, basados en un dato concreto: las consultas y solicitudes para el segundo edificio de los seis que se levantarán siguen llegando, aún en cuarentena y con el cepo al dólar mediante.

En este caso podría aplicarse el refrán de la gallina de los huevos de oro. Es que Salvago logró quedarse con un terreno que era deseado por muchos desarrolladores. Se trata de un predio de 2,5 hectáreas ubicado sobre la calle San Martín, pegado al centro comercial Palmares y al barrio que lleva el mismo nombre. Una zona estratégica para este tipo de propuestas. Está en cercanía de dos supermercados, del Parque Benegas, a cinco minutos de Chacras de Coria, cercano a senderos de montaña, a restaurantes y bancos.

Pero, además, ofrece características que son un valor agregado para este tipo de propuestas: departamentos amplios, amenities que son un diferencial, seguridad y el tipo de comercialización y administración que propone el proyecto.

Vistacruz es el primer proyecto habitacional horizontal de Salvago (aunque no el único en altura ya que cuenta con otros, como el centro empresarial El Torreón que se ubica dentro del barrio privado que lleva el mismo nombre en Maipú). Se trata de seis edificios, de los cuales cinco serán de departamentos y el sexto (cuyo uso aún no está definido) será externo.

La propuesta no deja nada librado al azar: privacidad, espacios comunes en ubicaciones estratégicas, ambientes amplios, diseño moderno y exclusivo y cocheras para invitados.

"La ubicación es súper destacable, es una zona muy demandada donde la oferta era muy chica desde hacía muchos años. Está pegado al centro comercial, tiene la ciclovía en la puerta", destacó Roberto Oheler, director de Salvago Argentina y vicepresidente de la firma a nivel global.

El mercado al que apunta es un público ABC1. "Es un lugar ideal para gente de la tercera edad, para divorciados. Ofrece la seguridad de un barrio privado, muchos amenities y la relación entre el costo de las expensas con los servicios es muy buena", señaló y agregó que "la competencia es con edificios de departamentos, como los de la zona de la Quinta Sección en Ciudad".

Objetivo cumplido

La metodología del grupo para este desarrollo fue la de la venta en pozo para financiar en parte el proyecto en el que se invertirán U$S60 millones. Objetivo logrado en apenas seis meses para el primer edificio, que ya está en marcha y la obra gruesa avanzada.

Y ya tienen lista de espera para lo que será el segundo edificio, aunque aún no se lanza debido a la coyuntura. "Estamos esperando señales del mercado. Hoy no es oportuno salir a vender", destacó el director de la filial argentina de este grupo que opera también en España, Estados Unidos y México.

La financiación quizás sea una de las claves que les permitió lograr en poco tiempo el interés de inversores y particulares. Es que además de la retirada de buena parte del margen del desarrollador, ofrece financiación directa.

Las operaciones pueden cerrarse con anticipos variables de entre el 35 y 50% y el saldo se paga en 36 cuotas sin intereses. Como sucede en las operaciones inmobiliarias para resguardarlas de la inflación, se comercializa a valor dólar: en este caso Salvago lo toma al tipo de cambio oficial.

Oferta diferencial

Ni los edificios, ni los departamentos serán uniformes. Por ejemplo, el primero será de planta baja y 13 pisos, con 63 departamentos de 1, 2 y 3 dormitorios y "semipisos" en el ático. Como no contarán con terraza, el último piso también albergará departamentos, pero más espaciosos.

En total serán 300 departamentos, distribuidos en las 5 torres que irán de los 8 a los 14 pisos. Los departamentos serán de entre 48 y 140 metros cuadrados cada uno.

"Los balcones serán muy grandes, un espacio más de la casa, donde se podrán colocar mesa y sillas. Además, algunos tendrán parrilla", señaló Oheler.

"Son departamentos de primera calidad, se entregarán con horno empotrado, cocina anafe, extractor, sistema de caldera dual (para losa radiante y agua caliente), preinstalación para aires acondicionado. Algunos contarán con vestidores y otros con placar", agregó.

Además, se usará una tecnología en aberturas de aluminio, desarrollada por la firma mendocina Tecnalco. Se trata de aberturas de doble vidrio con ruptura del puente térmico.

Entre los amenities, habrá un SUM con doble sala para 50 y 75 personas, doble asador, cocina independiente en isla, heladeras, jardín, gimnasio y baños. Este será subterráneo para evitar ruidos molestos y permitirá el estacionamiento de visitantes en el sector.

También tendrá un espacio de lavandería con lockers privados, cava de vino y una sala técnica, con mesa de trabajo, herramientas comunes y espacios para guardar herramientas propias.

Contará con una piscina en altura de 13 metros cuadrados y otra al nivel del piso de 25 metros cuadrados.

Ofrecerá vigilancia las 24 horas, circuito perimetral monitoreado, portal de ingreso controlado, con dos calles de entrada, espacios verdes y pista de salud, áreas de recreación y conectividad.

En cuanto a las cocheras, se comercializan de manera independiente. Se trata de un estacionamiento subterráneo para 140 vehículos, algunas con bauleras, muchas de las cuales ya han sido compradas. También habrá estacionamiento de cortesía.

A la caza de inversores

El master plan de Vistacruz contempla la construcción de un sexto edificio, cuyo destino no está definido por el momento. Desde Salvago reconocieron que esperan propuestas de inversores. Entre las posibilidades que se analizan se encuentra la de alguna clínica privada, hotel de 4 o 5 estrellas (sería el primero en Godoy Cruz) u otras opciones siempre pensando en usos comerciales y no residenciales.


Esta torre será independiente de las demás, tendrá salida directa a la calle San Martín y espacio para estacionamiento propio.

+++++++++++++++++++++ Recuadro

Desarrollo y construcción en altura

La incursión de Salvago Argentina en la construcción de sus propios desarrollos es relativamente nueva. En anteriores proyectos, como los de El Torreón, supieron encargar la construcción a terceros. Sin embargo, en los últimos emprendimientos optaron por concretar todas las etapas. Por eso, decidieron la contratación de profesionales con experiencia en altura. "Compramos talento, trajimos un equipo con amplia experiencia", destacó Roberto Oheler, director de Salvago Argentina.

"El perfil de Salvago es netamente comercial. Hacemos lo que se vende, no vendemos lo que se hace", explicó Oheler, quien señaló que antes del desarrollo de cualquier proyecto de la firma se llevan a cabo cerca de una decena de estudios de mercado.

"Analizamos qué es lo que la gente busca, atendemos la demanda y en función de eso desarrollamos. Creo que eso explica parte de los buenos resultados que venimos teniendo", señaló el director de Salvago Argentina, quien entiende la necesidad de llenar los nichos a partir de su rol de licenciado en marketing.

Quizás este perfil es lo que llevó a desarrollar estrategias de muestra de sus productos altamente tecnologizadas, como la maqueta 3D que permite recorrer el proyecto, los espacios comunes y departamentos pilotos, desde cualquier computadora o teléfono celular, con gran definición de imágenes.

Además, y motivados por la situación de cuarentena, están desarrollando un showroom virtual para establecer contacto entre potenciales clientes y vendedores a través de video conferencias.

"Es una interacción en vivo, que permite mostrar el piloto y cotizar. Es lo que nos estaba faltando y creo que hay cosas que llegaron para quedarse", sostuvo Oheler.

La empresa desembarcó en el país en el año 2006. Actualmente tiene sus bases de operaciones en Mendoza y Buenos Aires, aunque tiene proyectos de los más variados en distintos puntos del país, donde participa como socio o consultor.

Incursionó en negocios de distinto tipo más allá del inmobiliario, como la hotelería y gastronomía, alquiler de máquinas (Grúas Torres), entre otros; y tiene como nuevo desafío sumarse al desarrollo de los cultivos hidropónicos en Argentina, de la mano de la firma Abdlick.

Más de Contenidos para exportar